Zamora, Antepenúltima en evaluación de transparencia

Metodología para la Evaluación de Transparencia Municipal CIMTRA

Ya en 2018, publicamos en ZD la evaluación que realiza el colectivo CIMTRA (Ciudadanos por Municipios Transparentes), mediante la herramienta de evaluación que mide la transparencia en diez ámbitos: gastos, obras, bienes y usos, administración, urbanidad, consejos, participación ciudadana, cabildo y atención ciudadana.

En este proceso de evaluación, Zamora Michoacán ocupaba el lugar 69, de un total de 128 municipios evaluados en todo el país.

En esta ocasión, la evaluación publicada en la web del Observatorio Ciudadano de Zamora, en enero de 2021, coloca a Zamora en el lugar 49 de 51 municipios evaluados.

A lo largo de cuatro años en los que se han realizado dichas evaluaciones, Zamora presenta un descenso considerable, con un índice reciente de 4.2% de transparencia municipal.

El municipio de Zamora no aporta información en los bloques que aparecen con 0%

Entre las principales conclusiones, el informe destaca la necesidad de que los municipios realicen trámites en línea ante la contingencia de la COVID-19, con el fin de mejorar la atención ciudadana. El informe también concluye que no existe participación ciudadana REAL en los ayuntamientos, lo cual es una fuerte llamada de atención, pues existen múltiples herramientas que facilitan la comunicación e interacción entre personas, a través de las TIC’s.

Por último, el informe concluye que los municipios no cumplen con sus obligaciones de transparencia, por lo que hace un llamado al Instituto Michoacano de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos (IMAIP), para que inste a los responsables municipales a realizar su labor con honestidad y eficacia.

El Colectivo CIMTRA propone que los municipios, la implementación un Gobierno Digital; que se convoque a la Sociedad Civil para participar en los Consejos y/o Comités; que se transmitan en vivo las sesiones de cabildo; que presente la información en datos abiertos y de manera accesible a toda la ciudadanía; por último, que actualice sus reglamentos municipales, atendiendo a la mejora regulatoria.

La evaluación íntegra se puede consultar en la web del Observatorio Ciudadano de Zamora.

antimonumentos en México para una historia de violencia. Zamora, también tiene el suyo.

Antimonumenta en la Plaza de la Mujer, Zamora Mich.

Feminicidio

La antimonumenta, instalada por madres y familiares de víctimas de feminicidio, el 8 de marzo de 2019 durante la marcha #8M por el Día Internacional de la Mujer, en avenida Juárez, frente al Palacio de Bellas Artes, de la Ciudad de México.

Este antimonumento es para recordar que sigue sin haber justicia para las mujeres en México, que seguimos desapareciendo y que nos siguen matando.

Cruz de Vida

Ubicado entre Insurgentes y Sullivan, frente al Monumento a la Madre, el antimonumento Cruz de Vida, fue colocado para recordar a las mujeres que han sido víctima de homicidio, discriminación o maltrato. Aunque no hay una fecha definida de la colocación de este monumento, la organización Voces de la Ausencia, Víctimas de Feminicidio y Dasaparición, AC, la han utilizado desde 2018 para misas y llamados a la unidad de familias víctimas de feminicidio y desaparición.

ABC

Frente a las oficinas centrales del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), en Paseo de la Reforma, institución a la que pertenecía la Guardería ABC, de Hermosillo, Sonora, se instaló el antimonumento para recordar a las y los 49 niñas y niños fallecidos el 5 de junio de 2009, durante un incendio que, de acuerdo con los peritajes del momento, pudo haberse evitado. Fue colocado el 5 de junio de 2017, donde cada año asisten las familias de los menores exigiendo justicia.

Ayotzinapa

El +43 se colocó el 26 de abril de 2015 sobre avenida Reforma y recuerda no sólo a los estudiantes desaparecidos de Ayotzinapa en septiembre de 2014, sino a los de todo el país.

Este simbólico antimonumento pretende que el mundo sepa que en México hubo un crimen de Estado y que no son sólo 43 desaparecidos, sino que hay miles en el país, de allí el signo de más que acompaña el número.

David y Miguel

Familiares y amigos de David Ramírez y Miguel Ángel Rivera erigieron un memorial sobre Paseo de la Reforma en recuerdo de estos jóvenes, quienes fueron secuestrados en enero de 2012 cuando se dirigían a Zihuatanejo para festejar el cumpleaños 20 de uno de ellos.

La escultura, en forma de T dividida a la mitad para representar a ambos, fue colocada a un costado de la Torre El Caballito, en enero de 2018. Es un recordatorio para las autoridades sobre el caso que permanece inconcluso.

Mineros sepultados

El 19 de febrero de 2018, doce años después de un derrumbe que dejó atrapados a 65 mineros en Pasta de Conchos, Coahuila, familiares instalaron el antimonumento +63 sobre avenida Reforma frente al edificio de la Bolsa Mexicana de Valores, sitio donde se mueven las acciones de Grupo México, propietaría de la mina.

El día de la tragedia, sólo dos cuerpos fueron rescatados, pues la empresa y el gobierno se negaron a recuperar los 63 restantes. Los deudos aún esperan justicia.

Bicicletas fantasma

Cada que un ciclista es arrollado y muerto por algún automovilista, agrupaciones que usan este tipo de transporte pintan de blanco la unidad y la cuelgan de un poste o árbol, a veces con un cartel, cerca de la escena del hecho.

Además de ser un antimonumento, pretende ser un recordatorio a la autoridad para mejorar las ciclovías y para que los automovilistas comprendan que deben compartir la misma vía de tránsito.

No se olvida

El antimonumento al movimiento de 1968 fue colocado el 2 de octubre de 2018 en la jardinera entre la Plaza de la Constitución y avenida Madero. La instalación es una placa que recuerda los 50 años del movimiento estudiantil.

La figura, de tres metros de altura, llegó camuflada dentro de una gigantesca piñata con el rostro de Gustavo Díaz Ordaz en una camioneta de redilas que se perdía entre la marcha conmemorativa del hecho trágico.

Recordatorios vivientes que ninguna autoridad se atreve a retirar.

Fuente: #DICES

¿Para qué sirven los árboles?

Por: J. Luis Seefoó Luján*

No cabe duda: Lo que tiene más valor de uso (utilidad) posee poco valor de cambio; lo que es indispensable para la vida, como oxígeno y agua, poco lo valoramos. Esto se infiere de la conducta diaria de políticos, fraccionadores, de personas comunes, ordinarias. En cada casa, banqueta, escuela, baldío o montaña, a cada momento, un machete, hacha o sierra está talando un árbol.

Los motivos sobran: echan muchas hojas que barrer, sus raíces dañan banquetas y tuberías de drenaje, las aves que anidan defecan sin mirar sobre qué o quién, sus ramas estropean el cableado de la energía eléctrica o de telefonía y tv, bajo su sombra los novios “echan rama” y se cobijan las personas sin hogar y mucha pobreza, para edificar o porque presentan riesgos de desgajamiento y/o caída. También se talan “nomás porque ya nos enfadaron”.

Ahora, a propósito de la tala en curso de los laureles localizados en calle Morelos casi esquina con Michoacán con el visto bueno de la regiduría de Salud y Medio Ambiente, queremos recordar -sin que haga falta: ¿Para qué sirven los árboles?

Los árboles tienen funciones vitales; sin ellos la vida humana sería imposible. Su función capital es liberar oxígeno y retener bióxido de carbona. Veamos de modo sucinto su utilidad:

1.Liberan oxígeno y captan bióxido de carbono mediante la fotosíntesis

La fotosíntesis es el proceso metabólico por el que las plantas verdes convierten sustancias inorgánicas (dióxido de carbono y agua) en sustancias orgánicas (hidratos de carbono) desprendiendo oxigeno debido a la transformación de energía luminosa en energía química producida por la clorofila.

2.Regulan la temperatura y propician un clima favorable para la vida humana y animal

La sombra de su copa y su “respiración” humedecen el ambiente. Compensan el exceso de cemento urbano que incrementa el calor. No podemos ahora comparar la pequeña y fresca arboleda que acompañaba al Santuario Guadalupano (Inconclusa) con el gigantesco “comal” que en la actualidad le rodea, pero lo imaginamos. Tampoco podemos ver ¿Cómo sería la actual calzada Zamora-Jacona si unos “loquitos” no hubiesen evitado la construcción de una gran carretera -de muchos carriles- para llegar pronto del Hotel Fénix a Rivera del Celio?

3.Favorecen la captación de agua de lluvia

Todavía tenemos la fortuna de contemplar cómo millones de gotitas de agua bajan por la fronda de los árboles y escurriendo por hojas y ramas se infiltran al suelo al cabo de unas horas (donde no hay asfalto o concreto). El área verde de Cosmos en cualquier lluvia de 20-30 minutos capta entre 50 y 60 metros cúbicos.

4. Reducen la erosión hídrica y eólica

Los “espacios pelones”, sin zacates, sin árboles son severamente afectados por el viento que convierte el fino suelo en tolvaneras o “ríos de lodo” la tierra suelta. El cuantioso arrastre de lodos desde los cerros sureños de Jacona se ha convertido en un negocio a orilla de carretera y/o llegan a depositarse en El Ensueño y la calzada convirtiéndose en riesgos para la circulación vehicular.

Algunos agricultores están corrigiendo el error de inicios de los años noventa: están plantando árboles en los límites de sus parcelas y en las orillas del río; otros -Amigos de la Beata- hacen lo propio en el cerro insignia de Zamora. Otros más forestan el Curutarán y en el Patamban. Y en lo que fuera la vía férrea Paty promueve enverdecer el norte de El Vergel. Otro tanto se trabaja en Ario.

5. Son el habitat de aves, insectos, pequeños mamíferos, tanto en su copa como en las raíces.

En el pequeño bosque del Fraccionamiento Resurrección y en los árboles de Mesón del Valle es admirable contemplar pájaros de oficio carpintero.

En Zamora-Jacona se pueden observar diversas aves: agraristas o zacateros (Passer domesticus); zanates (Quiscalus mexicanus); ticus (Crotophaga sulcirostris); cocochitas, tortolita (Columbina inca); colibríes, chupa rosas (Archilochus colubris); luisito, (Myiozetetes similis); primavera (Turdus migratorius); golondrina (Hirundo rustica); paloma (Columba palumbus); lechuzas, buhos; etc.

6. Ornato y paisaje

¿Con qué palabras describir la sensación que brindan los árboles? ¿Qué sentimos al contemplar un fresno o nogal en la calzada, una ceiba con sus flores rosas en Madero norte, un tabachín por el Teco o los laureles que aún no talan completamente en Morelos y Michoacán?

Más de algún sitio es objeto de visita, convivencia y/o promoción turística por la paz que brinda un árbol, un bosque.

7. Insumos leñosos, maderables, medicinales

Sin suficiente información “a la mano”, pero muchas personas “desfilan” para cortar hojas de fresno (Fraxinus uhdei ¿?)que usan como una especie de cama para controlar altas temperaturas; otras preparan tés con las hoias de “pata de vaca” u orquídea de árbol (Bauhinia variegata) como auxiliar en tratamientos de diabetes; hojas de eucalipto o gigante (Eucalyptus melliodora) para la tos y congestión de vías respiratorias; etc.

Las bondades de los árboles son innumerables. Esperemos que el gobierno municipal de Zamora -¿una administración diferente?- actúe de un modo distinto a los anteriores y logre encauzar la inversión inmobiliaria de un modo poquito menos devastador del ambiente.

*J.Luis Seefoó Luján, es colaborador de Zamora Despierta. Doctor en Desarrollo Regional por la UdeG y profesor investigador del Centro de Estudios Rurales de El Colegio de Michoacán. seefoo@colmich. edu.mx

¿Poda o tala? Todavía quedan tres árboles

Tala de árboles en avenida Juárez

Por J. Luis Seefoó Luján*

El objetivo principal de esta exposición es compartir unas preguntas y avanzar -colectivamente- en la elaboración de respuestas en torno a lo que parece el derribo gradual de los  monumentales árboles (Laureles?) ubicados en la calle Morelos casi esquina con Michoacán no. 94, a unos metros de Teléfonos de México, en la ciudad de Zamora.

En el papel de interesado en el medio ambiente y en la construcción de una opinión pública informada, con la “doble camiseta” de activista ambiental -socio de MAZ- y escribano sobre  algunos aconteceres de Zamora y su región, con otras personas, preguntamos:

Primero, ¿Cómo conciliar los derechos de lote habientes y los de una ciudad necesitada de árboles? ¿Cuáles serían los puntos de referencia para hallar un acuerdo de equilibrio entre los derechos individuales, privados, y los generales, sociales?

Sabemos -y compartimos- que como parte de una sociedad, de un grupo social, no podemos tomar y ejecutar decisiones porque afectamos a otros y esos “otros”, también tienen límites aún cuando de su propiedad se trate.

Segundo, ¿Bajo qué legislación se regula la forestación -plantación, trasplante, poda y derribo- en esta ciudad y municipio? ¿Es el reglamento publicado en el Periódico Oficial fechado el 19 de septiembre de 2013 o existe una normatividad más reciente?

Es de rescatar que el Reglamento Ambiental y de Protección del Patrimonio Natural aprobado por el cabildo 2012-2015 (Rosa Hilda Abascal Rodríguez) es avanzado en la precisión de reglas para la preservación de los árboles en la ciudad; en especial los artículos 55 al 66. No obstante, el quid del problema es su aplicación.

En concordancia con el Proyecto de Ley para la Conservación y Sustentabilidad Ambiental del Estado de Michoacán de Ocampo,  presentada por el C. Silvano Aureoles Conejo, Gobernador del Estado de Michoacán de Ocampo y cuya primera lectura en el pleno del congreso se dio el 03 de Abril de 2019, ¿se ha hecho alguna adecuación a la normatividad municipal?

La pregunta es obligada porque tanto las autoridades como los ciudadanos debemos saber qué reglas nos rigen; qué deberes y derechos tenemos, así como las consecuencias -tanto premios como sanciones- derivadas de su observancia o incumplimiento.

Según notas de la prensa, el Dr. Francisco Sevilla Romero, Regidor de  Ecología y Salud, explicó que habría sanciones por $2000.00 y 20 árboles en donación por el tronco de cada árbol derribado sin justificación plena y sin permiso. En su comentario enunció tres conceptos clave como funciones de la autoridad: 1) proteger el ambiente y los pulmones de la ciudad y municipio; 2) hacer valer las leyes, aplicando, si fuese necesario,  las multas económicas; y, 3) la oportunidad con que los ciudadanos reporten para actuar de manera rápida y efectiva contra los infractores (El Independiente de Zamora, agosto 15 de 2020).

En ese sentido, acompañamos al Dr. Sevilla conociendo el reto que enfrenta pues la tala y/o poda ocurre día a día en todas las colonias, fraccionamientos y calles. Y no son sólo Telmex, Megacable, CFE, parques y jardines, fraccionadoras, quienes talan, son vecinos, amas de casa quienes mutilan o derriban árboles.

Tercero, ¿A quién corresponde atender la forestación (plantación, trasplante, poda, derribo) de árboles? ¿Es la Dirección de Parques y Jardines; es  Ecología y Forestación o esa funciones se han asignado a la Regiduría de Medio Ambiente y Salud? Y, paralelamente, es necesario  identificar qué instancia tiene la responsabilidad de supervisar la observancia de la ley y de qué tal normatividad sea conocida por todas las personas.

En el caso de los Laureles de la India (¿Ficus microcarpa, Ficus nítida?) que se desplantan (desplantaban, quedan tres) majestuosos al interior de un gran patio localizado en Morelos  y Michoacán no. 94, Fraccionamiento Jericó, circula un presunto convenio signado entre el Dr. Francisco Sevilla Romero, Regidor de Salud y Ecología, de Zamora, y el señor Antonio Alvarez Navarro, gerente de la Edificadora ALVA&NAV S. de R.L. de C.V. que en lo sustancial asienta:

… por daño al medio ambiente que marca el artículo 25, fracción XIV del Reglamento Municipal de Seguridad Pública Municipal y los   artículos 55 y 122 del Reglamento Ambiental y de Protección Natural, se tiene que cubrir el daño ecológico ocasionado por la demolición de 4 árboles que están ubicados en la calle Michoacán 94 oriente esquina con Morelos … con la reposición de 80 ciprés de 1.50 metros de altura para ser replantados en diferentes áreas donde sea más conveniente para el municipio (Regiduría de Salud, 29 de enero de 2020).

Para reforzar la duda, existe otro escrito, un vale por 80 ciprés de 1.50 m de altura que serán entregados a la Regiduría de Salud. Dicho vale está firmado por Javier Rodríguez Aceves con domicilio en calle Juana Pavón no. 49 de la Colonia Generalísimo Morelos y la razón social del vivero,  es Vivero Terra Vera localizado en Av. Madero s/n, calle Tancítaro, col. San Joaquín de Zamora.

En este punto queremos aclarar: la gente debe saber a quién acudir para cursar esos trámites. Por ejemplo, en Azucena Sur justo en la frontera con Camelinas existe el árbol de mango más alto, frondoso, casi perfecto, de todo el noroeste de la ciudad, pero ahí se reúnen chamacos del Bachilleres y también jóvenes sin oficio ni beneficio. Por ello, desde hace años, algunos vecinos lo quieren secarlo para justificar su derribo.

Si el daño ambiental por derribar 4 o 6 Laureles se salda donando 80 ciprés, entonces, talar mango ¿vale 20 o menos ciprés de un metro y medio? En el Jardín de Niños García Robles, el año pasado ejecutaron unas casuarinas de más de 30 años de vida y 10-12 metros de altura más unas jacarandas. ¿Cómo cuántos ciprés deben? Es muy probable que talen las casuarinas que restan.

En ese conjunto de situaciones -a manera de ecuaciones simultáneas- no hay soluciones sencillas y el Dr. Sevilla o quien asuma esa responsabilidad enfrenta un gran reto porque todos amamos y respetamos a los árboles … del Amazonas o de más lejos y nos inquieta el cambio climático, pero no estamos dispuestos a cuidar el entorno inmediato.

No pasamos por alto las numerosas circunstancias en que un ejemplar, por su altura, estado de salud, tamaño de la fronda, constituye un peligro real para las personas, las viviendas y los vehículos. Los desgajamientos de Eucaliptos en temporadas de lluvia y épocas de ciclones (septiembre-octubre) ya han causado daños irreparables en vidas humanas aparte pérdidas materiales.

Por lo expuesto, reitero (ramos) esta solicitud pública: 1). ¿Bajo qué reglas se rigen la forestación en Zamora; 2). ¿Cuáles son las autoridades responsables y/o qué funciones cumplen Parques y Jardines, Ecología y Forestación, la regiduría de salud, Obras Públicas y/o Dirección  de Seguridad? 3). Cuál es el estado que guarda esa pequeña pero monumental arboleda de Morelos y Michoacán no. 94?

Esta mañana estaban tres laureles de pie, ¿qué podemos esperar de un gobierno diferente?

*J.Luis Seefoó Luján, es colaborador de Zamora Despierta. Doctor en Desarrollo Regional por la UdeG y profesor investigador del Centro de Estudios Rurales de El Colegio de Michoacán. seefoo@colmich. edu.mx

Huele mal

 

J .Luis Seefoó Luján*

Me refiero a “malos olores” relacionados con el  tiradero de residuos de frutas (huesos y cáscaras de mango) de Jacona, Michoacán, mas no exactamente a los gases que despide si no al hedor que se genera en cada relación político-social no transparente pactada entre políticos y entre políticos y empresarios; emanación metafórica que resulta de las  acciones y discursos políticos que olvidan lo enunciado tiempo atrás y suponen que los ciudadanos no tienen memoria.

En el curso de esta relevante gestión ciudadana resalta la posición de la alcaldesa: no reconocer, no ceder. A la interposición de un amparo por parte de los colonos, la respuesta de Adriana  al Juez Octavo es casi increíble: “No  es cierto el acto reclamado por los quejosos … el relleno sanitario cuenta con las medidas preventivas de seguridad, salubridad e higiene … (Adriana Campos Huirache, Oficio 5862 s/f). Esto lo reiteraremos líneas abajo.

No se tolerarán los tiraderos clandestinos…

… Dijo alguna vez Adriana Campos, alcaldesa de Jacona,  en el marco de la “puesta en marcha” de la rehabilitación del relleno sanitario (20 de junio de 2019) y la población imaginaba que ya no habría esos tiraderos pues constituyen riesgos para la salud humana y para la agricultura por la proliferación de roedores,  mosca del mango (anastrepha obliqua),  y otros insectos.

“No se tolerarán” parece enunciar una solución, pero lo que piensan, dicen y hacen los políticos profesionales es muy diferente a lo que aspira la gente. La señora presidenta no anunció que se terminarían los tiraderos, ella aludía a no permitir los clandestinos. La basura continúa sólo que ahora la Dirección de Aseo Público del H. Ayuntamiento Jacona, cobra $438.00 por la descarga de un camión de volteo. Los recibos que expide esa dependencia son firmados por Juan Barajas director de aseo público; papeles en los que se marca pick Up, volteo, torton y  trailer según la tarifa asignada.

Pese a la avasallante propaganda electoral y al cultivo de imagen, el tan platicado “relleno sanitario” es aún una plática y el gobierno municipal ha abierto otro socavón que pronto se llenará y será necesario excavar más.

¿Jurisdicciones encimadas?

El Desarrollo Popular “Las Lajas” A.C. está trazado sobre una fracción de la parcela P-26, Ejido del Nopalito con fecha 25 de marzo de 2013. El dominio de la tierra está legalizado a nombre de Emiliano Cabrera Ramírez mediante certificado de derechos agrarios número 3656697, categoría III (21 de noviembre de 1989), registro  016523 foja 147 del Registro Agrario Nacional (RAN). El área limita al norte con el camino “salida a Los Lobos”, al sur y oeste con Todosia Barajas, y al este con Juan Carlos Ochoa Sandoval. El tiradero se ubica en la porosa frontera Jacona – Santiago Tangamandapio y es objeto de disputas ´por el pago de impuesto predial.

Además de esas yuxtaposiciones de la administración pública, existen otros linderos por resolver: el predio excavado donde descargan los restos de mango es propiedad (¿posesión?) de Gonzalo Herrera Barajas y el camino de acceso es propiedad de Emiliano Cabrera Ramírez, pero quien usa camino y foso es el ayuntamiento de Jacona.

En febrero 16 de 2014, mediante contrato privado de permuta, Gonzalo Herrera  Barajas cedió a Emiliano Cabrera Ramírez la fracción de 9 metros por 206.13 metros (1855.17m2) frente al camino a los Lobos. Las colindancias de esa franja, paralela al mencionado camino son: norte, José Luis Negrete Castañeda, 9 m; sur, ejido de Querénguaro, 9 m; poniente, Gonzalo Herrera Barajas, 206.13 m; y, al oriente, a brecha salida a Los Lobos, municipio de Tangancícuaro, 206.13 m. Dicho convenio fue signado por Serafín Campos Cacho, comisariado del ejido El Nopalito.

El gobierno de Jacona no cuenta con permiso formal de los dueños y/o posesionarios y usa el camino sin una autorización explícita de servidumbre. Además, a través del Sistema Operativo bombea lixiviados que fluyen y son derramados sobre predios que no son dominio municipal.

Otro par de variables que llaman la atención son: a) no se conoce la propuesta y/o  proyecto de tiradero, ni del entorno inmediato. El asunto no se trató en sesión de cabildo; y, b) pese al tamaño del basurero y a la relación cercana de Adriana con funcionarios de la Secretaría del Medio Ambiente y de la Procuraduría (PROAM), tampoco se elaboró y publicó la manifestación de impacto ambiental.

Es una cuestión importante porque, además de exponer la salud de la población, propiciar la mosca que afecta a la agricultura, el gobierno municipal de Jacona transgrede la normatividad ambiental y vulnera su autoridad moral: ¿los tiraderos violentan la ley si los ejecutan particulares, pero si es obra de una  autoridad que les cobra, no?

Es difícil escuchar a la gente fuera de tiempos electorales

Los colonos de Las Lajas habían solicitado entrevistarse con la alcaldesa, con los regidores de medio ambiente y salud, pero el diálogo “cara a cara“ parecía imposible. Citados y comprometidos el miércoles 12 para conocer el lugar de los hechos, el tiradero de mango, los regidores brillaron por su ausencia. La semana previa (4-8 de agosto) “por cuestiones de agenda”, los representantes del pueblo no pudieron atender a los quejosos.

Eso sí, la policía siempre estuvo presta para acudir, bien armada y en un número suficiente, cuando los colonos se dieron cita en el punto “oloroso”.

Después de muchos días de espera, el jueves 20, la señora presidenta aceptó recibir a una comisión integrada por una representación de los colonos de Las Lajas; Medio Ambiente Zamorano; el fraccionador, Emiliano Cabrera Ramírez y su  representante legal, Lic. Jorge Guizar.

Para los colonos, la respuesta de Adriana  Campos no resuelve el problema pues sólo reitera que “no es fácil” y que la medida tomada, en lo inmediato, es lo que se puede hacer dado que está en curso la temporada de mango. Entre otros juicios interesantes de la alcaldesa, el jueves 20 recogimos esta expresión: ”Antes había tiraderos de mango por todos lados; ahora hay uno sólo”.

Leyes, planes municipales  y compromisos de adorno

Siempre que se requiere, los políticos profesionales usan la normatividad y los planes municipales como un aderezo de sus discursos, sabedores de que no van a cumplir. Y uno de los “choros” más reiteradamente pronunciados  es el 41 Constitucional:

…todos los habitantes gocen del derecho a un ambiente sano, equilibrado, apto para el desarrollo humano y para que las actividades productivas satisfagan las necesidades presentes sin comprometer las de las generaciones futuras; y tienen el deber de preservarlo… las autoridades proveerán a la protección, a la utilización racional de los recursos naturales, a la preservación del patrimonio natural y cultural y de la diversidad biológica, y la información y educación ambientales.

 

No hace mucho, Adriana celebraba el “arranque de la rehabilitación del relleno sanitario” y en el Plan Municipal muy feliz firmaba: “Hemos entendido que Jacona merece un gobierno que lo represente con dignidad en el que prevalezca el orden y transparencia, en donde los servidores públicos que administran los recursos del municipio sean verdaderamente competentes, que apliquen la ley y los reglamentos sin preferencia, ni distingos” (Plan Municipal 2018-2020, PO, 22-01-2019, p. 2).

De veras, ¿conoce el basurero municipal y el tiradero de mango?

Sin ser abogado o autoridad judicial, supongo que ante lo dicho por los colonos de Las Lajas y la versión de la señora presidenta, el Juez Octavo de Uruapan, hallará  medio para verificar los argumentos de unos y otra.

Los colonos de Las lajas interpusieron un juicio de amparo en contra del gobierno municipal de Jacona por  efectos ambientales y a la salud derivados del tiradero de mango a cielo abierto. El informe previo  que Adriana remite al Juez Octavo de Uruapan es de colección:

“Que no es cierto el acto reclamado que les atribuyen los quejosos en su demanda de garantías toda vez que el acto del que se duelen carece de sustento. Si bien es cierto que el municipio cuenta con un relleno sanitario, éste cuenta con las medidas preventivas de seguridad, salubridad e higiene, teniendo los cuidados  necesarios para evitar un posible daño o impacto ambiental, de tal manera que se niegan categóricamente dichas aseveraciones por parte de los quejosos. Esto para evitar la contaminación de los predios colindantes, del suelo, aire y agua” (Adriana Campos Huirache. Rúbrica)

De veras, ¿la alcaldesa conoce el tiradero?  Esto huele mal …

 

*J.Luis Seefoó Luján, es colaborador de Zamora Despierta. Doctor en Desarrollo Regional por la UdeG y profesor investigador del Centro de Estudios Rurales de El Colegio de Michoacán. seefoo@colmich. edu.mx